Sin tildes, definitivamente, no es lo mismo

Cuando hablamos de los problemas de la representación gráfica de los fonemas en castellano, y os pedí que reflexionarais sobre qué normas creíais que deberian cambiarse, muchos respondisteis sin dudar que el uso de las tildes, cuando precisamente yo creo que esa sería una de las que no se podría cambiar, porque una tilde cambia la sílaba tónica, y esta puede cambiar todo el significado de una palabra o de una oración. Arriba tenéis un ejemplo, y en el blog Sapere Aude, de una profe de lengua que trabaja en Caspe, podéis encontrar algunos más. Con mucho humor, eso sí.

Así que asumidlo ya: este curso no pararemos hasta que sepáis colocar todas las tildes perfectamente. Por si acaso...

Comentarios

Anónimo ha dicho que…
Teresa, mira bien el enlace que has puesto de la blog de la compañera, porque he ido a echarle un vistazo y sale otra información. Gracias.
Teresa Losada ha dicho que…
Jajjaj ¡Y además, menuda información! No sé qué he hecho, pero ya está arreglado. Mil gracias por avisar. ¡Un saludo!

Lo más visto en Diente de león:

Oraciones subordinadas sustantivas y adjetivas analizadas

Comentario de texto: Rima LIII de Gustavo Adolfo Bécquer

"Margarita, está linda la mar..."

Análisis morfológicos... resueltos

Ejercicios de morfología verbal... con soluciones

"Libro de Buen Amor": fragmentos

Lorca: el teatro hecho poesía, la poesía hecha teatro

Características del signo lingüístico

La Celestina: fragmentos